Ruido Vivo

La alegria de Taburete en el Lunario

La noche del sábado 14 de enero fue recordada para esta banda española como una noche especial, un momento con el que soñaron hace un año y medio en la terraza de un departamento en Madrid, España con uno mexicanos diciéndoles: «Tienen que llevar su música a nuestro país». Y ese momento llegó.

Con un Lunario a la mitad de su capacidad esta noche (para mi) no pintaba para algo especial. Los asistentes a este concierto eran muy variados desde jóvenes quinceañeros hasta señores y familias completas, de las almas más tranquilas hasta las más alocadas se dieron cita para poder ver por primera vez a esta agrupación  para presentar en nuestro país «Dr. Chanas», su más reciente disco.

He de confesar que intenté escuchar por completo la música de este grupo ya que no me gustó por completo pero estaba emocionado por regresar a las andadas así que me di una oportunidad de saber si su actuación en vivo era maña o no, porque lo que he aprendido en esto del «periodismo musical» que es no hay nada como concomer a una banda o a un proyecto musical por su actuación en vivo.

dsc_0023

Y llegó el momento en el que cada uno de los integrantes tomaron su lugar hasta que de la nada y de manera muy osada brinca al escenario Guillermo Barcenas con una bandera de México como capa con su grito de guerra «Que viva España, viva México y viva la Virgen María» para rematar con una «Cuautemiña» (La tipoca pose de el ex jugador de fútbol Cuauhtémoc Blanco) daba inicio este concierto con «México D.F» y los fans más prendidos que se encontraban pegados a la valla de contención (en su mayo ria mujeres) se mostraban eufóricos ante ellos.

dsc_0062

Y así uno a uno fueron soltando cada uno de sus temas como El Viaje,  Ella, Johnny Pistolas, Motel, Johnny Pistolas, El Rey del Contrabando, Dos Tequilas, hasta Me Gustas Mucho de Juan Gabriel entre muchos otros que el publico no paraba de cantar y gritar.

A pesar de que que no disfruté del todo su música en estudio, el concierto de Taburete fue  uno que disfruté como si se tratara de uno de mis grupos favoritos. Se notaba la alegría de cada uno de los integrantes de la banda al estar interpretando su música en estas tierras, mismo sentimiento que transmitían a cada uno de los asistentes  y este sentimiento duró durante todo el concierto.

No hay texto alternativo automático disponible.

 

0 comments on “La alegria de Taburete en el Lunario

Haz ruido