¿Por qué odiamos a Morat?
Escuchando El Ruido Opinión

¿Por qué odiamos a Morat?

Morat ha gozado de mucha popularidad en los ultimos años, pero la agrupacion no ha sido aceptada por la crítica ni por muchas personas

Morat ha ganado popularidad en un par de años pero existe una gran cantidad de gente que los odia ¿por qué será?

Morat es una banda originaria de Bogotá, Colombia, la cual está conformada por Simón Vargas Morales, Juan Pablo Isaza Pineros, Martín Vargas Morales y Juan Pablo Villamil Cortés. A lo largo de su joven carrera, la agrupación se ha caracterizado por incursionar en géneros como el folk-pop, el pop latino y el pop alternativo.

Y a pesar de que Morat tiene una base de fans muy sólida alrededor de toda Latinoamérica, el cuarteto aún no ha logrado ganarse el aprecio de la crítica especializada y le llueven críticas de todo tipo, a tal punto que parece que cierto sector del público y de la crítica los odia encarecidamente.

¿Porque odiamos a Morat?

 

Esto se debe a que muchos consideran que la música de Morat aplica constantemente la típica fórmula del pop comercial latinoamericano y que además ganaron mucha popularidad gracias a su dueto que realizaron con Paulina Rubio, lo cual hizo que su proyecto perdiera toda credibilidad.

“Paulina nos dijo: ‘quiero la canción’. Y le dijimos: ‘está bien, pero es nuestra, déjanos tocarla contigo’. Y ella accedió. Fue increíble”.

La verdad es que yo también coincido con algunas críticas que le llueven a la banda. Y es que si deseas realizar un proyecto musical sólido, fresco y creíble, no hay razones para colaborar con una diva del pop que ha demostrado constantemente estar hueca del cerebro.

Te puede interesar: ¿Por qué necesitamos más bandas como Superorganism?

Es mejor picar piedra, comenzar desde abajo e ir escalando para llegar a la cima. Siento que la banda se vendió muy rápido y se fue por el camino más fácil para llegar al éxito y es ahí donde Morat perdió toda la credibilidad en su proyecto, que un inicio sonaba bastante fresco y enérgico.

Por otra parte, los chicos admiten tener como piedra angular a músicos como Joaquín Sabina y Eric Clapton, pero la realidad es que yo no percibo en ningún momento la influencia de estos importantes compositores en la música de Morat.

 

No me mal entiendan, no es necesario que la agrupación suene igual que sus principales fuentes de inspiración, pero si quieres que tu proyecto tenga éxito y se sienta real y creíble, hay que tener cierta congruencia con lo que uno declara en los medios de comunicación. Y no se si ustedes piensen lo mismo, pero si dices tener a Clapton como principal fuente de inspiración, al menos intentas hacer un solo de guitarra en alguna de tus canciones, pero Morat nunca ha hecho un solo de guitarra en toda su discografía.

Otro aspecto a criticar de su estilo musical, es que no goza de cambios importantes y esto hace que después de cinco o seis canciones que escuches seguidas de la banda, no encuentres diferencia alguna entre ellas y por lo tanto, te aburres con suma facilidad.

¿Por qué odiamos a Morat?
“Sobre el desamor y sus efectos secundarios”, es el titulo del primer disco de Morat (Foto: Moratofficial)

Ahora pasemos a la parte lírica, donde los chicos se han caracterizado por tratar temas como el desamor y el romanticismo y en lo particular me parece que lo hacen bien. Es cierto que utilizan demasiados clichés a la hora de escribir, pero sus letras jamás rozan con lo estúpido o irracional y eso se agradece demasiado.

Sin embargo, es aquí donde se vuelven a contradecir, porque la influencia lírica que dicen tener por parte de Joaquín Sabina no la veo por ninguna parte, lo cual me hace creer que solo mencionaron a Clapton y Sabina para intentar conectar con la crítica y con el público más exigente.

Te recomendamos: Por qué U2 debió retirarse desde hace unos años

Lo que sí es una realidad, es que la música de Morat es una bocanada de aire fresco para el pop latino, que ya se encontraba moribundo luego de que sus principales iconos como Ricky Martin, Shakira, Enrique Iglesias y Luis Fonsi, ahora sean una especie de reggaetoneros, malísimos por cierto.

Los chicos de Morat no están reinventando la música latinoamericana, no tienen una propuesta musical nueva, ni nada por el estilo. Solo están retomando lo mejor y lo más comercial del pop latino y lo están trayendo a flote, lo cual no es malo, pero a futuro no creo que sea lo más conveniente.

Aún así todavía le auguro al cuarteto cinco años con éxito y fama. Si para entonces Morat no trae una propuesta musical distinta, los colombianos quedarán obsoletos y serán absorbidos por la industria musical a la que están sujetos por completo desde sus inicios.

 

Siento que los chicos de Morat tienen muchas ganas, energía y una pizca de talento para crear música, pero ellos mismos se condicionaron y se pusieron límites desde un inicio, pues decidieron irse por la vía rápida y está más que comprobado que el camino rápido no es el mejor, al menos en la industria de la música.

Si quieres entrarle a la música de Morat, yo te recomiendo escucharlos sin ningún tipo de prejuicio musical, no esperes encontrar un sonido innovador, mucho menos un concepto lírico complejo, son simples canciones que funcionan como piezas individuales, cuyo objetivo principal es pegarse en la psique de la gente, además de ponerlas a bailar y a cantar. Así es como yo defino a Morat.

¿Por qué odiamos a Morat?

Te recomiendo que prestes atención al cuarteto colombiano, si eres fan del pop en español que dominó a la industria musical al inicio de este siglo, porque probablemente te gustarán. Pero si tus gustos se inclinan más por el rock y sus vertientes, como es mi caso, entonces no te aconsejo escuchar a Morat.

No odiemos a Morat, yo no lo hago y no me agrada su propuesta, al final, lo hermoso y maravilloso de la música es su pluralidad y su riqueza cultural, recordemos que uno de los objetivos de la música es expresar los sentimientos y unir a la gente, así que respetemos los gustos de cada individuo.

0 comments on “¿Por qué odiamos a Morat?

Haz ruido