Álbumes Reseñas

Reseña: Haru To Syura – Haru Nemuri

Haru Nemuri no solo lanzó el mejor álbum de 2018 hasta el momento, sino también uno de los más grandes y completos álbumes de todo el Siglo XXI.

El álbum debut de Haru Nemuri es una pieza arriesgada, musicalmente precisa y sumamente emotiva

Las barreras idiomáticas son fácilmente derribables en la música. Basta repetir esa frase prototipo: «la música es un lenguaje universal». Aunque Haru To Syura de Haru Nemuri esté enteramente en japonés, es fácil acercarse a este álbum, aún con esa desventaja.

Reseña: Haru To Syura - Haru Nemuri
Twitter

A pesar de que se le ha etiquetado como un álbum de J-pop, no encontramos las formas tradicionales del género, como las podemos identificar en Perfume, Kyary Pamyu Pamyu o FEMM. En realidad se encuentra lejos de ser un producto pop, de cualquier forma.

Desde el primer track se nota una gran amalgama de géneros y formas musicales, que comienzan con líneas bastante pesadas de guitarra, progresiones agresivas de acordes y percusiones violentas. Al mismo tiempo, la voz de Haru oscila entre el rapeo declamatorio y gritos guturales que ni siquiera entran en tiempo con la música.

Sin embargo, esta es solo una de las formas que adquiere Haru To Syura, que bien puede combinar esta forma extraña punk rock con la saturación típica del noise rock y las progresiones de acordes de algunas piezas de post rock, aunque también con arreglos que encontraríamos en el art rock y piezas melódicas de sintetizadores propias del j-pop y la música dance de los ochentas en Japón.

Un revoltijo, pues, que es consolidado en la composición de piezas que tienen como centro la tensión constante, en cambios de acordes, la saturación del sonido, la velocidad de la pieza y la voz cambiante y agresiva de Haru.

Reseña: Haru To Syura - Haru Nemuri
Twitter

Temas como «Narashite» o «Lost Planet» son una explosión violenta directa y veloz con una producción que desafía los estándares, haciendo de las voces de apoyo una ventana hacia la distorsión más que hacia la complementación de su voz como un elemento melódico.

Por otro lado, «Nineteen» o «Sekaiwotorikaeshiteokure» logran darle un equilibrio entre la explosión y la tranquilidad, sin dejar nunca de lado la tensión que se siente durante todo el álbum.

Las cortinas de sintetizadores y coros que acompañan los riffs brillantes de guitarra y las percusiones llenan un espacio en el que es constante sentir ganas de salir corriendo y también de llorar cada que Haru Nemuri grita.

Pero también ocupa descansos con sus interluidos, titulados muy elocuentemente «zzz» en tres partes, siendo la parte II la más destacable, uniendo «Yoruwooyoideta» y «Nineteen», dando lugar al mejor pasaje de todo el álbum.

Musicalmente, tanto en su producción como en su composición, Haru To Syura es completo, brilla por su experimentación y por los elementos dispersos que se juntan en algo que, hasta ahora, solo nos remite a esa escena underground japonesa que, por supuesto, nos ha llegado a cuenta gotas a occidente.

Tirando los muros

Sí, la música es un lenguaje universal, pero también tenemos tecnología para poder superar esa barrera a pesar de que a penas y masquemos el español. Así es como descubrimos que toda es tensión en la música no es gratuita y que, en realidad, todo el álbum parte de ese concepto.

Las decisiones creativas a la hora de armar Haru To Syura no son aleatorias, así como tampoco lo es toda esa violencia vocal. En todas pistas que acompañan el álbum encontramos la desesperación y la tensión que sin saber ya sentíamos.

A partir de «MAKE MORE NOISE OF YOU» emprendemos un viaje hacia «Yume Wo Miyou», el penúltimo track del álbum, que culmina una obra que versa sobre el suicidio, la soledad y la identidad de Haru, encontrándose a partir de su propia tragedia.

No es un camino trazado al azar, es en sí misma la narración de una tragedia avisada con ferocidad y narrada con dolor, con gritos que no requieren entonación o cadencia, sino simplemente romper el aire.

«Una noche, cuando tu soledad me encontró, un cosmos extraordinario nació: tu corazón, aún helado y encurtido. Todavía era invierno». «Haru To Syura» – Haru Nemuri

Si, finalmente, entendemos la música como el medio para expresar lo que le acontece al humano, podemos comprender las dos dimensiones de este álbum, que cumple con su función melódica al llenarse de tensión y momento brillosos, para acabar en una dulce agonía en una pieza de piano.

Y también, la otra dimensión lírica, en la que las sensaciones conseguidas a través de la música están respaldadas por una narración que no solo cumple su premisa, sino que también se expía a sí misma.

«Incluso él murió. Los misiles vuelan, la magia funciona. Seguramente siempre culparé a esta estrella, a alguien, o algo y a Dios. Mi debilidad y tu soledad no son dignas de nadie». «Sekaiwotorikaeshiteokure» – Haru Nemuri

El clímax lo encontramos en esta canción, que cuenta el suicidio, mismo que Haru no pudo evitar y nos revela la razón de su música: «canto para que nadie más como tú muera de nuevo».

Haru To Syura es un álbum que no solo consolidó una amalgama de géneros en una experimentación sin precedentes, con grandes composiciones, arreglos y producción; es también un álbum íntimo, personal y cargado de dolor y tristeza, pero finalmente apunta hacia el mismo lugar que siempre apunta la música: hacia uno mismo.

Reseña: Haru To Syura - Haru Nemuri
YouTube
«Está bien si no entendemos la tristeza y la soledad de otros. Soñemos el mismo sueño juntos». «Yume Wo Miyou» – Haru Nemuri

Haru Nemuri no solo lanzó el mejor álbum de 2018 hasta el momento, sino también uno de los más grandes y completos álbumes de todo el Siglo XXI.

Haru To Syura - Haru Nemuri

9.75
9.7

Producción

9.5/10

Lírica

9.7/10

Concepto

10.0/10

Interpretación

10.0/10

Consistencia

9.5/10

Pros

  • Experimentación
  • La interpretación de Haru
  • Rompe la barrera idiomática
  • Combinación de elementos diversos
  • El desarrollo es simplemente perfecto

Cons

  • Los remixes de la versión deluxe

2 comments on “Reseña: Haru To Syura – Haru Nemuri

  1. Pingback: Los mejores 50 álbumes de 2018 (25-1) | Looper

  2. Pingback: Los mejores álbumes de mujeres de 2018 | Looper

Haz ruido