Reseña: "The Velvet Underground" - The Velvet Underground #50Años
Álbumes Reseñas

Reseña: “The Velvet Underground” – The Velvet Underground #50Años

Hace 50 años The Velvet Underground lanzo su tercer álbum de estudio, mostrando su lado mas maduro, sensible y melódico de la mano de Lou Reed

Un día como hoy pero de 1969 se publicó el tercer disco de The Velvet Underground que mostraría el lado más maduro y sensible de la banda

 

A finales de la década de los 60 la humanidad se encontraba en una etapa de cambio y evolución constante que terminaría por cambiar el rumbo de la sociedad occidental para siempre y, sin duda, la música, el arte y la literatura jugaron un papel fundamental en esta revolución ideológica.

Bandas y cantantes como The Beatles, The Rolling Stones, Bob Dylan, The Doors, Creedence Clearwater Revival y un larguísimo etcétera, hicieron de la música el arte ideal para expresar sus sentimientos, sus emociones y las inconformidades e injusticias que padeció toda una generación en aquella década rodeada de muerte, sangre y balas por la Guerra de Vietnam.

Reseña: "The Velvet Underground" - The Velvet Underground #50Años
The Velvet Underground (Foto: RockandRollHallofFame)

Mientras estas bandas se llevaban todo el reconocimiento del público y se encontraban en los cuernos de la luna, The Velvet Underground estaba intentando romper las barreras de la música desde un pequeño y mágico rincón oscuro gracias al increíble talento de Lou Reed y John Cale.

 

El nacimiento de una leyenda:

The Velvet Underground jamás fue una banda capaz de llenar estadios o anfiteatros y tampoco vendieron una gran cantidad de discos alrededor del mundo, lo que sí consiguieron, y con creces, fue romper con los tabúes que dominaban la industria de la música, hablando de drogas, adicciones, sexo, prostitución, amor y romanticismo como ninguna otra banda lo había hecho.

Desde su perfecto disco debut The Velvet Underground And Nico (1967), la banda demostró, con ayuda del artista plástico Andy Warhol, un estilo único y vanguardista que se encontraba a años luz de la música de aquella época y que por eso, resultó ser todo un fracaso en ventas.

Sin embargo, esto no frenó ni mermó el estado de ánimo de la agrupación y tan solo un año después nos regalaron su segundo álbum White Light/White Heat (1968) que lírica y musicalmente resultó ser más atrevido y experimental que el disco debut de la banda.

Para el tercer álbum de estudio Lou Reed, principal compositor de The Velvet Underground, decidió cambiar el estilo de la agrupación con la intención de ganar un poco de reconocimiento y fama, pero John Cale, fundador de la banda, no estaría de acuerdo con este cambio de sonido:

«Realmente no pensé que deberíamos hacer otro White Light / White Heat. Pensé que sería un error terrible, y realmente lo creí. Intenté explorar el otro lado de nosotros. De lo contrario, nos convertiríamos en una cosa unidimensional, y eso tenía que evitarse a toda costa». Lou Reed.
Reseña: "The Velvet Underground" - The Velvet Underground #50Años
John Cale y Lou Reed (Foto: YouTube)

Está diferencia creativa provocaría mucha tensión dentro del núcleo de The Velvet Underground y después de muchas discusiones y fricciones, Lou Reed “amenazó” al resto de la agrupación, Sterling Morrison (guitarrista) y a Maureen Tucker (baterista), con dejar la banda si John Cale no era despedido.

En septiembre de 1968, John Cale dio su último concierto con The Velvet Underground en el Boston Tea Party y luego, fue despedido de la agrupación que él mismo había fundado. Por supuesto, la locura y la experimentación que tanto caracterizaban al sonido de la banda se fueron junto con Cale:

“Cuando John se fue, fue muy triste. Me sentí muy mal. Y, por supuesto, esto iba a influir en la música. Porque, John es un lunático. Creo que nos volvimos un poco más normales, lo cual estaba bien, era buena música, buenas canciones, pero nunca fue lo mismo. Fueron buenas cosas, muchas buenas canciones, pero, el factor de la locura fue desapareciendo”. Maureen Tucker.

Después de su salida, John Cale fue reemplazado por el bajista y tecladista Doug Yule, que desde un principio tomó su papel como mano derecha de Lou Reed y así inició el proceso de grabación para el nuevo material de la banda.  

La revolución del sonido de The Velvet Underground:

Para este tercer disco, The Velvet Underground cambio su sonido experimental por un estilo sutil, melancólico, nostálgico, íntimo y muy melódico.

Por otra parte, las letras afiladas y provocativas de Lou Reed habían desaparecido, ahora, el compositor intentaba tocar fibras más sensibles, hablando de diferentes tipos de amor y mostrando un lado más reflexivo espiritual que resultaba encantador y conmovedor:

«Me sentí complacido con la dirección que tomamos y con la nueva calma en el grupo, y pensando en un buen futuro, con la esperanza de que la gente mejorara y alguna compañía discográfica nos aceptara y nos hiciera justicia.» Maureen Tucker.

Desde la primer canción del álbum, “Candy Says”, una atmósfera romántica, melódica y nostálgica nos abraza y nos arrulla muy suavemente y descubrimos que The Velvet Underground ya no es la misma banda.

Este sonido tenue, se vuelve más y más agradable con canciones como “Pale Blue Eyes”, tema escrito por Lou Reed para su gran amor Shelley Albin, que nos acaricia el corazón y alma como si se tratase del terciopelo más cálido del mundo.

El trayecto se vuelve espiritual y reflexivo gracias a “Jesús”, “Beginning to See the Light” y “I’m Set Free”, canciones que narran una historia dividida en tres partes en las que el personaje central inicia un viaje de autoexploración con la intención de encontrar la paz y la armonía.

The Velvet Underground también dejó un pequeño espacio para canciones más rockeras, como en “What Goes On«, donde un rasgueo violento de guitarra se hace presente y la voz pasional de Lou Reed complementa a la perfección el sonido distorsionado y agresivo.

Sin duda, el experimento más arriesgado del disco es “The Murder Mystery«, canción que cuenta con dos capas de voces puestas una sobre otra, por desgracia, las voces no se escuchan con claridad y esto provoca que sea la canción más floja del disco. El propio Lou Reed confesaría que el resultado no fue lo que esperaba:

“Buen intento, pero no funcionó. No se pudo grabar tan bien. La idea era simple: tener dos letras al mismo tiempo para que te golpeen con un monólogo en una oreja y el otro en la otra oreja, como dos partes de guitarra. Así como se supone que dos partes de guitarra se entrelazan, también lo son estos dos poemas. Pero no funcionó porque ninguno de los dos podía escuchar lo suficientemente bien como para escuchar lo que se decía. Se suponía que era divertido con las palabras, divertido con rimas y sonidos”.

El disco termina con “After Hours”, canción que continúa explorando el sonido melancólico y aterciopelado de la banda, además, el tema es interpretado por la baterista Maureen Tucker, la cual gracias a su dulce y melódica voz logra que el disco culmine de manera perfecta y consistente.

 

¿”The Velvet Underground” es el mejor disco de la banda?

A menudo los críticos y fans de The Velvet Underground, ponen al disco debut The Velvet Underground And Nico como la obra maestra de la banda, pero el sonido, la madurez y la consistencia que lograron con este disco es inigualable y puede competir fácilmente con su primer álbum.

Lo mejor es disfrutar y dejarse envolver por cada una de las facetas de The Velvet Underground, que a pesar de su corta trayectoria, cambió y modificó para siempre los cánones de la música y nos demostró que si te dedicas a lo que más te gusta y te apasiona, el tiempo se encargará de darte todo el reconocimiento que te mereces.

Por sus grandes enseñanzas, por su enorme legado musical y por mucho más, The Velvet Underground se merece todos nuestros elogios.

 

Experimentación: 10

Concepto: 10

Instrumentación: 10

Consistencia: 9.5

Producción: 8.5

Total: 96

1 comment on “Reseña: “The Velvet Underground” – The Velvet Underground #50Años

  1. What Goes On, el mejor tema, lejos. Buena reseña, saludos!

Haz ruido